Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Ambiente

Rápel Verde: la iniciativa chilena que se presentó en la COP25 y que será replicada en otros países

Se trata de una actividad que mezcla la práctica del rápel con la recolección de residuos en los lugares donde se desarrolla este deporte.

Rápel Verde: la iniciativa chilena que se presentó en la COP25 y que será replicada en otros países
Por 27 de Diciembre de 2019

El domingo 15 de diciembre culminó la vigésimoquinta Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, COP25. Y pese a la falta de consenso en torno al artículo 6 del Acuerdo de París sobre las normas que regulan los mercados internacionales de carbono, ésta fue una gran oportunidad para que diversas ONGs mostraran qué están haciendo y cuál es su postura para enfrentar los efectos del cambio climático y contribuir al cuidado medioambiental.

Una de éstas fue la fundación chilena “Juntos por Aysén”, la cual presentó en la cita que se desarrolló en Madrid su proyecto “Yo quiero mi Patagonia Limpia”, cuya iniciativa principal es “Rápel Verde”, una actividad que conjuga el deporte con la recolección de residuos y la educación ambiental.

Deporte al servicio del medio ambiente

“Rápel Verde mezcla una disciplina del andinismo, que es el rápel, que se hace con cuerdas por las laderas de los cerros en la Región de Aysén, con la recolección de residuos. Esto, porque limpiamos los lugares donde se hace la intervención”, explicó a El Dínamo Felipe Sanfuentes, coordinador del área de proyectos de Juntos por Aysén.

Luego, estos residuos son separados según su potencial de reciclaje. “Los residuos que se reciclan los derivamos a algunas empresas regionales que se especializan en enviarlos hacia el norte del país, porque acá en la Región de Aysén no hay puntos de reciclaje, y los otros residuos son puestos en rellenos sanitarios”.

Así, a través de esta iniciativa, el equipo de Juntos por Aysén invita a la comunidad a hacerse parte de la limpieza de su entorno de una manera diferente y entretenida, al mismo tiempo que realizan una labor de educación ambiental.

Participación en la COP25

Primero, y tras ser aceptado el proyecto por la organización de la COP25 en Chile, fueron notificados de que podrían asistir a la Zona Verde, en la cual se fomenta la participación para el diálogo y la toma de decisiones compartidas que involucran a gobiernos locales, emprendedores, ONGs, etc.

Y posteriormente, la Secretaría de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC) les comunicó que podrían ser parte de la Zona Azul que administra la ONU, y que es donde se generan los acuerdos que luego ratifican los países adscritos.

De esta manera, y gracias al aporte de diferentes entidades, entre ellas Inacap, Felipe Sanfuentes, junto a Carlos Gatica, director ejecutivo de Juntos por Aysén, y Diego Roco, coordinador de actividades de la fundación; pudieron viajar a Madrid y presentar en la COP25 “Rápel Verde”.

“Fue una buena oportunidad para tener retroalimentación con otras ONGs, aprender de sus experiencias y también comunicar nuestro proyecto. Para así aprender mutuamente y poder replicar estos proyectos en nuestros territorios”, destacó Sanfuentes.
Y esta interacción tuvo resultados, ya que la iniciativa “Rápel Verde” será desarrollada en otros países. “Varias organizaciones van a replicar nuestro proyecto de Rápel Verde en sus territorios y vamos a trabajar de forma conjunta. Se trata de Suiza, España y Colombia”, detalló el coordinador del área de Proyectos de Juntos por Aysén.

Pero esto no termina aquí, pues el desafío es continuar mezclando el deporte con la recolección de residuos, aunque también en los ríos y en otros espacios terrestres. Esto, de la mano de lo que se sería “Kayak Verde” y la “Cicletada Verde” respectivamente, según adelantó Sanfuentes.

rápel verde

temas

Relacionados

Comenta